Archivo para la Categoría » Marionetas «

Miércoles, junio 23rd, 2010 | Author:

Acabada la operación de la cabeza del titere, podemos diseñar con un pequeño trozo de tela el vestido o bata que va a llevar. A este vestido le debemos colocar los brazos, simulados, como un par de tubos de tela, los que debemos tener la precaución de realizarlos con el tamaño suficiente para poder encajar los dedos.

Es posible colocar en el vestido cualquier objeto, como por ejemplo un bate de béisbol o un garrote. Con el vestido acabado, ponérselo es tan sencillo como anudarlo o coserlo alrededor del reborde que dejamos a tal efecto cuando moldeamos el rostro en el inicio del cuello.

Martes, junio 22nd, 2010 | Author:

Una vez que el interior de la cabeza está completamente limpio de plastilina, comenzamos con el acabado del polichinela. En primer lugar habrá que pintar el rostro con todos sus detalles: cejas, labios, pupila… Luego, un poco de lana pegada nos proporcionará el pelo. De igual modo, se puede conseguir un bigote o barba.

Lunes, junio 21st, 2010 | Author:

Tras dejar secar el papel, extraemos la cabeza de la botella, con una cucharilla alargada, vaciamos el interior del titere. Hay que procurar sacar la mayor cantidad posible de plastilina, pues luego tendremos que meter dentro los dedos y conviene que estos encuentren un lugar suficientemente ahuecado.

Evidentemente, en aquellos recovecos donde no es posible llegar a la plastilina, como las narices pronunciadas o las orejas, no importará que la dejemos en su interior. Además, en estos lugares, es conveniente que se mantenga para ofrecer mayor solidez.

Domingo, junio 20th, 2010 | Author:

Un sistema rápido de avanzar en este proceso consiste en embadurnar con el pegamento toda la superficie de la cabeza del titere y, posteriormente, diseminar las liras de papel alrededor. Es necesario realizar esta operación hasta tener varias capas de papel cubriendo la cabeza de plastilina de tal modo que sea suficientemente consistente.

Sábado, junio 19th, 2010 | Author:

De este modo, cubriremos completamente la cabeza del futuro polichinela con una o dos capas, hasta estar seguros de que no hay ningún espacio de plastilina sin tapar. Tras dejar secar el papel, comenzamos a poner más tiras de papel. Pero, en ésta ocasión, en vez de emplear agua utilizaremos pegamento blanco.

Viernes, junio 18th, 2010 | Author:

Igualmente es necesario dejar un reborde donde empezaría el cuello del muñeco de trapo. A continuación, una vez que tenemos diseñado el rostro, cortamos en tiras varias servilletas de papel. Las tiras deben ser alargadas y, aproximadamente, de un centímetro de ancho. Las primeras tiras de papel las humedecemos con agua y las pegamos encima de la plastilina.

Jueves, junio 17th, 2010 | Author:

Una vez que tenemos la bola de plastilina bien colocada sobre la botella, procedemos a moldear el rostro de nuestro titere. En este momento, la realización de actor de trapo queda en manos de la imaginación de su creador. Tan solo apuntar como consejo que es conveniente marcar profundamente todos los rasgos, no sólo por el aspecto humorístico del que se dota a nuestro personaje, producto de la caricatura, sino también porque a la hora de desarrollar los siguientes pasos nos asegurará que la cara quede bien definida.

Miércoles, junio 16th, 2010 | Author:

La lista de materiales es escasa v económica y el resultado final depende de los logros que desee alcanzar cada marioneta. En primer lugar, necesitamos varios bloques de plastilina y una botella. La plasti-lina la amasamos, uniendo los diferentes bloques hasta conformar una gran bola que colocamos encima de la boca de la botella. No es necesario hundirla demasiado en la botella, sino, simplemente, conseguir que mantenga firmemente para permitirnos moldear el material.

Martes, junio 15th, 2010 | Author:

Conseguir tu marioneta es más fácil y. además, permite a los niños practicar ciertas habilidades como poner su imaginación en funcionamiento para crear su propio modelo o personaje, trabajar con diversos materiales y manejar sus propias manos.

Lunes, junio 14th, 2010 | Author:

Aunque pueda parecer que tanto el muñeco como la posibilidad de movimiento es más tosco, el polichinela proporciona cierto encanto que no tiene las marionetas graciosas. En ésta se aprecia, fundamentalmente el detalle del acabado y la perfección de ios movimientos, mientras que aquel invita a un mayor ejercicio por parte del espectador que suele dejarse llevar por el encanto de unos muñecos menos perfeccionados, más caricaturescos.