Archivo para la Categoría » Sillas en Madera «

Sábado, febrero 02nd, 2013 | Author:

Colocar la funda exterior igual que el percal, pero haciendo pliegues en las esquinas frontales. Si la funda termina en el lado vertical del marco, recortar 6 mm sus bordes por debajo de las tachuelas y taparlos con cordoncillo o galón.
Si la funda termina debajo del asiento, clavarla a 1,25 cm del borde y recortar la tela sobrante a unos 6 mm de las tachuelas. También se puede colocar el cordoncillo alrededor del borde inferior del asiento, con pegamento aplicado a su parte posterior. Terminar la parte inferior del asiento con un trozo de arpillera negra o cualquier otra tela apropiada. Cortarla del mismo tamaño que el marco del asiento, doblar 6 mm en cada lado y colocarla bajo el asiento. Clavar en su sitio, plegando las esquinas para lograr un acabado limpio. Dar la vuelta a la silla, que ya está lista para usar.

Jueves, enero 31st, 2013 | Author:

Si las patas frontales llegan más arriba que el nivel del asiento, cortar un trozo de gomespuma con la forma de la silla y de 2,5 cm de espesor y pegarlo al marco de la silla para levantar la superficie. Cortar la gomespuma de relleno del tamaño del asiento, dejando 2 cm más por cada lado. Marcar la posición de las barras verticales posteriores y cortar un trozo de gomespuma en cada lado, que debe ser un poco más pequeño que el tamaño de dichas barras. Señalar el centro de cada lado de la gomespuma y de la silla. Cortar cuatro tiras de percal de 15 cm de anchura para ajustarías al perímetro de la gomespuma, con cuidado de que las de los lados y del frente tengan la longitud suficiente para plegarse en las esquinas frontales unos 7,5-10 cm. La tira posterior sólo tiene que ajustarse al espacio que existe entre las barras verticales.

Doblar las tiras en dos a lo largo y aplicar pegamento a una de las caras dobladas. Marcar un borde de 7;5 cm de anchura alrededor de la parte superior de la gomespuma, excepto en la zona de las barras verticales, y aplicarle pegamento.
Cuando esté todavía húmedo, pegar el percal a la gomespuma, manteniendo el doblez paralelo al borde. No intentar bajar los bordes hasta que esté completamente seco. Colocar la gomespuma en el asiento, haciendo coincidir los puntos centrales. Plegar la sobrante hacia dentro para que no cuelgue por el borde del marco del asiento y clavar con tachuelas las tiras de percal manteniéndolas sin arrugas y tensas.

Una vez colocadas las tachuelas principales se pueden ir añadiendo más: clavarlas en líneas onduladas, para que las tiras no se desgarren. Procurar no bajar demasiado los bordes para conseguir que el asiento no quede muy redondeado. Plegar las tiras de percal en las esquinas frontales antes de clavarlas. Recortar la tela sobrante si es necesario. Colocar la funda interior de percal sobre la gomespuma y clavarla en las partes frontal, posterior y laterales, por este orden. En las barras verticales posteriores, doblar la tela hacia detrás, de forma que la funda sólo las toque.

Cortar diagonalmente desde la esquina de la tela hasta 1.25 cm del doblez. Meter la tela sobrante entre la gomespuma y la pata, y clavar la tela. Terminar las esquinas frontales del percal cortándolas diagonalmente desde la esquina hasta el borde de la gomespuma. Doblar cada trozo sobre la esquina, aplanarlos y clavar. Cortar un trozo de guata que tape el lado superior y los verticales de la gomespuma o que llegue hasta la parte inferior de la silla si allí acaba el tapizado. Clavar la guata en algunos puntos, cortándola y doblándola en las esquinas.

Jueves, enero 17th, 2013 | Author:

■ Para que una silla sea cómoda ha de tener las siguientes medidas: el asiento tendrá un ancho superior a 43 cm e inferior a 45 cm; un ángulo entre 5 y 8 grados a partir de la horizontal (sólo en el caso de que no sea un mobiliario de oficina); una profundidad que oscile entre 34 y 37,5 cm, y una altura entre 39 y 43 cm (si es una silla de comedor puede subir hasta los 45 cm).
■ El respaldo debe tener un ángulo entre 20 y 25 grados desde la vertical; sobrepasar al asiento en 15 o 18 cm de altura y no superar los 90 cm en total. Si lleva brazos, se alzarán entre 20 y 25 cm por encima del asiento.
■ Para el acolchado resulta apropiada tanto una go-maespuma gruesa como un relleno de fibra vegetal.

Viernes, abril 27th, 2012 | Author:

Los tapizados de muelles son algo complicados de hacer. Cómprate una pata de cabra (en tiendas especializadas en material de tapicería) para quitar los clavos, una grapadora de pistola y grapas de 6 mm, una aguja de colchonero (curva), bramante, tiras de arpillera del ancho adecuado, muletón, tela y pasamanería o tira de tachuelas. Cuando quites la tela, procura conservar al máximo el tapizado existente. Fíjate en cómo van cosidos los muelles por encima y por debajo.

Lo mejor es que destapes una silla y la uses como modelo. Grapa o sustituye las tíras de arpillera de la parte inferior y fijando los muelles con el bramante y la aguja de colchonero. Arregla el entramado de cuerdas que sujetan los muelles por encima; si es necesario, introduce crin. Cubre todo con arpillera, grapándola en los bordes de la silla, y coloca encima una capa de muletón fijada con 4 o 5 grapas. Termina de retapizar colocando la tela y grapándola perfectamente, para después ocultar las grapas pegando encima la pasamanería o fijando tira de tachuelas.

Viernes, noviembre 25th, 2011 | Author:

Silla nueva
Rosa cuenta en su carta cómo construyó este práctico mueble. “Hace unas semanas encontré en la calle un sillón en muy mal estado. Me gustó tanto su diseño que lo recogí y me he hecho uno igual con madera nueva. Numeré y medí cada pieza para encargarlas en la carpintería. Después de lijarlas, redondearlas, darles forma y tapaporos las fui ensamblando con puntas y cola de carpintero. Para ensamblar las piezas grandes móviles usé tornillos/arandelas/tuercas. Lo más complicado fue adaptar unos elementos metálicos que no encontré en la ferretería: tuve que apañármelas cortando con la radial unas escuadras normales”.

EL ASIENTO. Con los listones nuevos a medida se comenzó la construcción del asiento de la silla. Fue el primer paso del trabajo.

AL ASIENTO SE LE UNIERON LAS PATAS. Tal como muestra la imagen, al asiento se le unieron las patas y, después, el respaldo.

ACABADO Y PLEGADO. El sillón se cierra y no ocupa nada. Para unir las piezas móviles se usaron tornillos/arandelas/tuercas.

Jueves, mayo 19th, 2011 | Author:

Banco con cajones: un precioso mueble de madera que, además de asiento, dispone de espaciosos cajones donde guardar objetos. La parte superior del respaldo lleva iluminación oculta para crear un ambiente cálido. He aqui un mueble importante, pero fácil, que puedes construir tú mismo y disfrutarlo en buena companía. No resulta excesivamenre rústico, dado el original diseño de su respaldo que incorpora dos huecos y luz, con lo que se puede adaptar a cualquier decoración y tipo de casa.

La parte inferior tiene un espacio de almacenaje extra, gracias a los dos grandes cajones que alberga. Y hemos preferido encerado para resaltar la veta de la madera. Para hacerlo más comodo lleva incorporado un par de cojines, que harán el reposo de la espalda más confortable y van atornillados al respaldo.

Jueves, junio 10th, 2010 | Author:

Rellenar con crin., dándole forma de asiento y esparciéndola bien por toda la superficie. Volver a colocar la arpillera para cubrir la crin y clavar nuevamente el bastidor. Por último cortar los trozos de la tela elegida. Podemos guiarnos por lo que llevaba las sillas en madera originalmente, pero dando a cada lado unos centímetros de más, que después se podrán recortar a la medida exacta.